Author Archives: nogoro

MIEDO

 En esta umbrátil y silenciosa noche, escucho como el miedo golpea fuertemente en las puertas de mi angustiado corazón equistándose en cada poro de mi piel y en cada suspiro que da mi alma.  Asustada y paralizada observo como su … Continue reading

Posted in Uncategorized | Leave a comment

A MI QUERIDO PADRE

Ahí está, sentado en el trono que por derecho le corresponde. Con la mirada pérdida y la cabeza bien alta de haber batallado en la vida como un valiente guerrero. Orgulloso de su legado y de cada huella que ha … Continue reading

Posted in Uncategorized | Leave a comment

JULIA Y EL DUENDECILLO RUPERTO

Al nacer la llamaron Julia. Un bonito nombre que sus padres decidieron ponerle desde el primer momento en que recibieron la feliz noticia de que aquel pequeño ser, que crecía a pasos agigantados en el interior de un cálido y … Continue reading

Posted in Uncategorized | Leave a comment

EL ABUELITO JUAN

Su rostro agrietado y seco estaba marcado por los signos evidentes de una edad avanzada que lo había ido consumiendo lentamente, postrándolo en una cama en la que el color de sus sábanas se confundían con su esquelética silueta. A … Continue reading

Posted in Uncategorized | 1 Comment

LA PRINCESA NUBE

En un país no muy lejano, oculto entre las montañas y entre la espesa arboleda que da la naturaleza, vivía una princesa en su castillo rodeada de grandes lujos y ostentosas joyas. A su lado siempre su humilde servidor. Un … Continue reading

Posted in Uncategorized | 1 Comment

EL HOMBRE DE OJOS OCEÁNICOS

Había una vez en un lugar muy lejano, a unos cientos kilómetros del sur, un hombre cuyos ojos verdes desprendían rayos de luz a todo aquel que se cruzaba en su camino. A éste hombre lo llamaban el hombre de … Continue reading

Posted in Uncategorized | 1 Comment

LA CUIDAD DE LUZ INERTE

El tono grisáceo que envolvía la ciudad como un fúnebre crespón, hacía que los habitantes que allí vivían deambularan sin rumbo con sus rostros somnolientos, perfilados por melancólicas y desalentadas miradas. Era una ciudad abatida por la tristeza, y envuelta por una inusual y tétrica … Continue reading

Posted in Uncategorized | Tagged , , , , , , , | Leave a comment